jueves, 13 de octubre de 2016

LA REVOLUCIÓN MEXICANA EN NOCHIXTLÁN EN 1911.


LEVANTAMIENTO ZAPATISTA EN NOCHIXTLÁN.
Evencio Isidro Cruz.
13/10/2016.


El día 31 de mayo de 1911.

Aproximadamente ochocientos campesinos se congregaron en la explanada del Palacio Municipal de Nochixtlán. Todos llevaban sus herramientas de trabajo; machetes, palas, picos etc. Muchos habitantes creyeron que iban a realizar una labor comunitaria como es el tequio.

Eran trabajadoras y trabajadores de las haciendas. 

En en esa época, existían tres haciendas en Nochixtlán.

La primera Hacienda la Labor. 

Propiedad de la familia Cano, se encontraba en la parte norte de la población, en lo que hoy día se conoce; como el paraje de la labor.

La segunda Hacienda el Progreso.

Se encontraba en la parte oriente de la población, propiedad de la familia Romano.

La tercer Hacienda del Carmen.

Se encontraba en la parte sur de la población en lo que hoy día se conoce como paraje del fresno era  propiedad de la familia Jiménez.

Los dueños de estas haciendas se adueñaron de las mejores tierras de la región en los municipios de Asunción Nochixtlán, San Francisco Etlatongo y San Juan Yucuita.

Los trabajadores agrícolas muy molestos por el sueldo precario que recibían de dos pesos al día, y tenían que trabajar de 6:00 de la mañana a 6:00 de la tarde, una jornada de sol a sol.

En muchas ocasiones a los obreros agrícolas sus pagos eran con productos del campo; con maíz, con trigo y con frijol. Y a veces con productos de uso doméstico como son; huaraches, camisas, pantalones, blusas, enaguas.

La inconformidad por el mal trato que recibían de sus patrones hizo que la inconformidad creciera día a día, entre los trabajadores agrícolas de toda la región mixteca.

Situación que termino en un mitin de protesta y rebelión el día 31 de mayo de 1911.

Después de realizar un mitin en la explanada del Municipio de Nochixtlán, donde todos los oradores mencionaron las pésimas condiciones en la que trabajaban y el mísero salario que percibían.

Al terminar la participación de cada orador, la multitud coreaba; mueran el mal gobierno, muera la dictadura, mueran los hacendados.
Cuando el sol se ocultó, los manifestantes comenzaron a encender antorchas para iluminarse.

Fue entonces cuando Francisco I. Ruiz el líder de los trabajadores agrícolas, pronuncia un discurso que encendió el ánimo de los inconformes, informándole a la multitud que en varios estados de la república mexicana ya había levantamientos armados en contra del mal gobierno, en contra de la dictadura de Porfirio Díaz Morí.

Hoy día estamos viviendo como vivíamos durante la colonia, porque unas cuantas familias nuevamente se están adueñando de país y lo mismo está sucediendo en Nochixtlán.

La multitud muy molesta comenzaron a gritar; muera el mal gobierno, mueran los hacendados.

Francisco I. Ruiz al terminar su participación también grita, ¡Muera el mal gobierno! ¡Muera la dictadura de Porfirio Díaz Morí!  ¡Muera los hacendados! Que las tierras de las haciendas se repartan a los campesinos pobres, en Nochixtlán, en Oaxaca y en México.

Hoy 31 de mayo de 1911. Inicia la revolución en Nochixtlán y en seguida unos inconformes que tenían antorchas incendian el palacio municipal de Nochixtlán.

 En seguida la multitud se dirige hacia la hacienda la labor y también la incendian, así es como inicia el levantamiento armado de los zapatistas en Nochixtlán.

En seguida los simpatizantes de Francisco I. Ruiz se repliega a las montañas del sur de Nochixtlán, entre los líderes zapatistas más sobresalientes, en la región mixteca se mencionan; Francisco I. Ruiz oriundo de Nochixtlán, Fortino Cruz “tino loco" oriundo de San Juan Yucuita y Manuel Santiago oriundo de Tila tongo.

Así inicia la decadencia de las haciendas en Nochixtlán, sus propietarias migran a Ciudades; Como Oaxaca, Puebla y al D.F.

Después del levantamiento zapatistas sus incursiones a Nochixtlán se hicieron frecuente para abastecerse de alimentos.

Por lo que los habitantes de Nochixtlán tuvieron que armarse para su autodefensa.

LEVANTAMIENTO CARRANCISTA.

El 10 de junio de 1916.-  

Después de haber sufrido varias agresiones por incursiones del ejército zapatista.

Los hermanos Severiano y Luis Avendaño; convocan a la población a una asamblea general donde se analizó políticamente la problemática municipal, estatal y nacional.

Por las agresiones sufridas por incursiones de la guerrilla zapatista todos estuvieron de acuerdo de armarse para su autodefensa.

Así mismo todos estuvieron de acuerdo con el entrenamiento militar y la colocación de barricadas en las entradas de la población y en las cimas de los cerros, para la autodefensa.

Se analizó el decreto del 3 de junio de 1915 del Gobernador Inés Dávila, donde decía que Oaxaca se separaba temporalmente de la Federación dada la crisis de gobernabilidad en el centro del país.
Decreto con que los Nochixtecos no estuvieron de acuerdo. En seguida se elaboró un manifiesto. 

EL MANIFIESTO DE NOCHIXTLÁN.
10 DE JUNIO 1916.

C. Lic. Inés Dávila gobernador del Estado de Oaxaca, los Nochixtecos no estamos de acuerdo con su decreto:

De la separación del Estado de Oaxaca de la Federación. 
Por tal motivo nos levantan en armas.

¡No a la separación de Oaxaca de la Federación! 
 ¡Si a la Integridad Nacional! 
¡Muera el mal gobierno de Inés Dávila!
 ¡Viva Nochixtlán! 
¡Viva Oaxaca! 
¡Viva México!

En seguida se colocan barricas en calles, azoteas y cerros. Se inicia el entrenamiento militar a hombres y mujeres, se almacena alimentos en lugares estratégicos conforme a las enseñanzas de nuestros antepasados.

A partir del 10 de junio de 1916 hasta diciembre de 1926. 

Los encargados del gobierno municipal fueron lideres destacados del levantamiento armado de 1916. 

En el archivo fotográfico de Nochixtlán se puede ver a  los líderes Nochixtecos portando sus carrilleras con parque y sus carabinas treinta, treinta favoritas de la época.

El 17 de diciembre de 1916. 

El ejército soberanista de C. Inés Dávila procedente de Tlaxiaco ataca a Nochixtlán, las autodefensas de Nochixtlán resisten heroicamente desde las barricadas colocadas en las azoteas de las casas.

Seis soldados del ejército soberanistas que montaban caballos logran cruzar la barricada de zona sur y logran entrar a la población e incendian casas habitación, bodegas donde se almacenaba granos, al llegar al centro de la población incendian el Palacio Municipal.



Las autodefensas del centro de la población enfocaron sus armas a los soldados intrusos y con todo y caballos fueron abatidos en la explanada Municipal y en calles céntricas de la población.

Al amanecer de día 18 de diciembre de 1916.

En toda la población se respiraba olor a pólvora y olor a maíz quemado por las trojes incendiadas. Y el palacio municipal seguía ardiendo en llamas. Ante el temor que el ejército soberanista volviera atacar las autodefensas dieron la orden que mujeres y niños se protegieron o resguardan en los refugios ya preparados para tal fin.

Así mismo se le dio la orden a los habitantes que no quisieron abandonar sus domicilios de no abrir sus puertas que preguntaran primero antes de abrir la puerta, quien era si decían zapatista que contesta zapatista. Si decían soberanista que contestara soberanista.

Si dijeran carrancista que contestara carrancista. Para que no fuera agredido por cualquiera de los ejércitos existentes en la región.

Por eso hoy día al llegar a un domicilio en Nochixtlán se dice la siguiente frase:
¿Quién vive?

Zapatista o carrancista.
Di tu primero, zapatista = zapatista.
Di tu primero, carrancista = carrancista.
Di tu primero, soberanista = soberanista.

Otra de las frases que también se dice:
“En mi tierra podrán faltar tortillas, pero no balas” 


Bienvenido a Nochixtlán "Pueblo de gente trabajadora y valiente"



No hay comentarios:

Publicar un comentario